Dinero: Sanidad y Locura


¿En qué punto el dinero cruza la línea entre la tranquilidad y la angustia?


Es obvio que no tener dinero nos genera angustia, en este modelo económico al que nuestra sociedad ha llegado. No tan claro pero igualmente cierto es que mucho dinero puede angustiarnos también, incluso de una manera más agresiva.


Ya Paracelso lo identificó en el siglo XVI, la diferencia entre medicina y veneno radica en la dosis, y la dosis tiene que ver con la capacidad individual de sostener la energía, capacidad física, biológica, espiritual, energética. Hay personas que se emborrachan con media copa de vino, otros necesitan un par de botellas. Hay personas que pierden la cabeza cuándo ganan unos cuantos cientos, otros lo hacen cuándo llegan unos tantos millones… todos igual tenemos un límite, entre la sanidad y la locura.


El boxeador colombiano, Antonio Cervantes, Kid Pambelé, lo puso de una manera inocente: “Es mejor ser rico que pobre”, y claramente tener dinero nos ofrece tranquilidad, también nos ofrece la posibilidad de prosperar y compartir nuestra prosperidad en abundancia, y aun así Antonio no pudo sostener la energía de todo el dinero que ganó y murió como nació: Pobre. Con el agravante que murió desdichado, pues conoció las mieles de la abundancia, que no pudo sostener. ¿Es entonces cierto que es mejor ser rico que pobre? ¿O es mejor vivir tranquilamente, independientemente de la medida numérica de la propia riqueza?


¿Qué tanta riqueza puedo soportar antes de vender mi propia alma? ¿Cuál fue el mensaje que recibí de generaciones anteriores? ¿Mi bisabuelo que murió y dejó a mi abuela una pequeña fortuna que aprovecharon almas inescrupulosas hasta quitarle el último centavo? ¿Mi abuelo trabajador que descuidó su salud y su familia, confundido creyendo que el amor era sólo proveer?


Abundancia es una palabra que se cita constantemente, y aun así, creo yo, no debe ser tomada tan a la ligera. La primera imágen que llega cuándo hablamos de abundancia, es de cantidad, pero descuidamos la calidad. Abundancia para mi, es riqueza con calidad de vida. Abundancia es esa capacidad energética individual de conseguir, sostener, disfrutar y compartir la riqueza.


16 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo